5 Claves para ser un mejor líder

Cinco claves para ser mejor un mejor líder

Un Programa empresarial de Liderazgo exitoso en la actualidad, debe, sin lugar a dudas, tener un área de desarrollo laboral, enfocada en potenciar el liderazgo latente en cada colaborador. Esto se debe a que la especificidad de las diversas tareas requiere que cada miembro de tu equipo de trabajo tenga claras sus funciones y se convierta en punta de lanza para lo que a ellas se refiere, haya o no alguien supervisándolo. De eso puede depender la productividad de toda su área y por qué no, de toda la empresa.

Si quieres que tu equipo tenga la camiseta puesta y siga tu programa empresarial de liderazgo al pie de la letra, deben tener las suficientes herramientas para confiar; en sí mismos, en ti, en tu empresa y el uno en el otro. ¿Cómo establecer esos puentes? Mediante estas cinco herramientas del liderazgo efectivo, las cuales mencionaremos a continuación:
  1. Debes ser abierto y conciso. Una buena comunicación lleva a un liderazgo exitoso. Pero esto aplica en doble vía; es decir, no solo significa dar mensajes claros, sino escuchar a los demás, entendiendo sus palabras y ademanes. Si alguien siente que es escuchado y que sus pensamientos son de interés para ti y para la empresa, se involucrará y propondrá más para el programa empresarial, estableciendo confianza, respeto, lealtad y un buen ambiente.
  2. No esperes las fallas de tu equipo. No creas que fallan a propósito. Si bien es importante que en tu programa empresarial de liderazgo hayan planes de contingencia, no debes encomendar tareas imposibles a tus colaboradores. Si sabes que no tienen claro un proceso o función, ayúdalos o capacítalos, pero no los envíes a pelear batallas que no pueden ganar; pedir metas claras y posibles es un indicador de un buen liderazgo. Diseña expectativas claras y establece comunicación en doble vía con tu equipo, en la que puedas recibir, sin consecuencias, lo bueno y lo malo que deben decirte. Es bueno que los responsabilices, pero no que los hagas sentir inútiles o incapaces.
  3. Tu ejemplo enseña. Sin importar el programa o la filosofía empresarial, el liderazgo hará que los ojos de todos estén sobre ti. Lo que haces influencia a tu equipo, sus acciones y actitud. Debes, por eso, ser consecuente. Esto establece respeto y construye bases para la confianza.
  4. Sé transparente. Si debes decir algo positivo o negativo, hazlo por el bien común, sin intenciones ocultas. Esto, más que ser una condición de un programa empresarial de liderazgo, es un aspecto ético. No digas a otros lo que quieren oír, sino lo que necesitan. Así los ayudarás a crecer y sentarás las bases de un buen liderazgo. Si eres honesto con otros, otros lo serán contigo.
  5. Pon el alma. Si otros ven tu liderazgo como la acción de sentarse a dar órdenes desde un escritorio, según los prospectos establecidos en un frío programa empresarial, no prosperarás. Pero si ven que eres el primero en el frente de batalla, te van a seguir. Si pones tu corazón en lo que haces, los demás no se atreverán a hacer las tareas a medias. Además, si involucras el corazón en conocer y ayudar a tu equipo, ellos sentirán confianza y entenderán que son importantes para la empresa y para ti.
Como ves, un buen liderazgo conlleva mucho más que dar órdenes y hablar. Si, por el contrario, sigues estas pautas, es más viable que tus empleados te respeten, confíen en ti y trabajen con un mayor grado de compromiso. Pero, si quieres resultados más notables y evidentes, te invitamos a recurrir a nuestros expertos y conocer todos nuestros Programas Empresariales en Bogotá. En ellos, empleamos una serie de actividades experienciales, diseñadas para desarrollar líderes entre tu equipo de trabajo, los cuales llevarán a tu empresa directo hacia el futuro.

Comparte en tus redes
0
0
0
Comparte en tus redes
Contáctanos

Contáctanos

X
Contáctenos para evaluar y diseñar la mejor experiencia que su empresa y colaboradores necesitan.